cómo limpiar las joyas de cobre

    El cobre es un material maravilloso en la decoración de los utensilios de cocina y otros artículos del hogar. La excelente conducción del calor del cobre lo hace ideal para las ollas y sartenes. Los artesanos aprecian su maleabilidad y su aspecto cálido, así como su color bruñido. Sin embargo, con el paso del tiempo, el cobre se puede ensuciar y cubrir de oxidación, y algunas personas incluso evitan comprar piezas de cobre por este motivo. La mayoría de la gente se imagina que el cobre es como los artículos de plata, que requieren productos químicos para limpiarlo y pulirlo eficazmente. Sin embargo, el cobre es bastante fácil de limpiar y pulir sin productos químicos comerciales, utilizando limpiadores domésticos comunes y algunos otros materiales caseros.
    La forma de limpiar y pulir el cobre dependerá de si el metal está recubierto con una capa protectora de laca o si es cobre desnudo. Si se pule una pieza lacada, se puede estropear el acabado protector. El cobre liso, sin lacar, puede limpiarse y pulirse con más rigor.
    Si ha respondido SÍ a cualquiera de las dos preguntas, su pieza de cobre tiene un acabado lacado, y debe seguir el siguiente consejo. Si la respuesta es NO a ambas preguntas, pase a la sección de acabados sin lacar.

    cómo limpiar el cobre oxidado

    El cobre se encuentra en muchos artículos domésticos de calidad, como joyas y macetas. Sin embargo, con el tiempo, el aire circundante hace que el metal se empañe, y ¿quién quiere exhibir cobre empañado? El deslustre es un proceso natural, así que tiene sentido utilizar elementos naturales para eliminar el aspecto oscuro y sucio. Los limpiadores comerciales de cobre suelen contener productos químicos agresivos, pero puedes limpiar el cobre de forma natural con materiales que normalmente ya tienes en casa.
    Frota una mezcla de 1 cucharada de sal de mesa y 1 taza de vinagre blanco sobre el cobre con un paño suave y aclara. O bien, sumerge el cobre deslustrado en una olla con 3 tazas de agua y la mezcla de sal y vinagre, llévala a ebullición y hiérvela hasta que se desprenda la suciedad y el deslustre. Una vez que el cobre se enfríe, lávalo con agua y jabón, acláralo y frótalo con un paño suave.
    Para limpiar de forma natural las ollas y sartenes de cobre, y las piezas de cobre menos frágiles, corta un limón por la mitad, añade sal a la parte cortada y frota suavemente sobre el objeto. También puedes hacer una pasta con zumo de limón, y partes iguales de sal y almidón de maíz no oxidado o bicarbonato de sodio

    cómo limpiar el cobre con coque

    El cobre es un metal brillante y de tono rojizo cuando está limpio y pulido, pero con el tiempo puede perder su brillo y adquirir un color marrón oxidado. Si quieres que tus ollas, sartenes y demás objetos brillen en tus estanterías, Carolyn Forte, directora del Laboratorio de Limpieza del Instituto Good Housekeeping, recomienda utilizar un producto que restaure y proteja tu objeto de futuros deslustres.Cómo limpiar el cobre1. Empieza por enjuagar tu objeto de cobre en agua tibia. 2. 2. Frota un limpiador de cobre, como la Crema de Cobre de Weiman Wright, titular del sello Good Housekeeping (8 $ por cubo, amazon.com), directamente sobre el artículo, utilizando la esponja que proporciona el producto o un paño limpio.3. Aclara el artículo con agua y luego sécalo con un paño limpio y suave. Una solución rápida en un momentoForte dice que probablemente tienes todo lo que necesitas en tu despensa para una solución de bricolaje cuando no tienes el producto de Weiman a mano: «El ketchup y la sal son un truco rápido y extravagante». No es una ciencia exacta, así que no tienes que medir los ingredientes.1. Exprime un poco de ketchup en un trapo y luego espolvorea sal por encima.2. Frota la mezcla en tu objeto de cobre con movimientos circulares y repite hasta que toda la superficie esté libre de manchas.3. Usa un trapo húmedo para limpiar la mezcla de ketchup y sal de tu objeto y usa otro trapo limpio para secarlo. Ya está.

    cómo limpiar el cobre con limón

    Cualquiera que haya visitado la Estatua de la Libertad en Nueva York o la haya visto en una foto sabe que el cobre se vuelve verde cuando se expone a los elementos. La oxidación del cobre es un problema común, pero la pátina verde que se forma en la superficie del metal es algo que puede eliminarse con ingredientes sencillos.
    El cobre es un metal que se utiliza en muchos materiales domésticos, como tuberías, herrajes y pomos. Es más común encontrarlo en las monedas de un centavo, pero también se utiliza en joyería, utensilios de cocina y otros productos que la gente usa a diario. El cobre tiene un bonito color dorado quemado cuando está limpio y bien mantenido, pero, como todos los metales, el cobre puede decolorarse cuando se expone al aire y al agua.
    El proceso de cambio de color del cobre cuando se expone al aire se llama «oxidación». La oxidación suele hacer que el cobre se vuelva negro, lo que se evidencia en los centavos de aspecto sucio que han pasado por mucho tiempo. Cuando el cobre se expone al agua, adquiere un color verde azulado, como la Estatua de la Libertad o los tejados de los viejos edificios con mansarda.

    Por admin

    Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
    Privacidad