Plancha de vapor eurosteam para…

    ¿Su plancha de vapor chisporrotea y escupe? ¿Salpica agua de aspecto sucio en lugar de vapor fresco y caliente? La culpa es de todos esos minerales y otros depósitos en el agua del grifo que obstruyen las salidas de vapor de su plancha.
    Antes de recurrir a un limpiador comercial para eliminar la acumulación, pruebe una solución de limpieza segura y eficaz que puede preparar en casa. Es respetuosa con el medio ambiente, no daña la plancha y es barata. Empieza con una plancha fría y desenchufada sobre una toalla para recoger el exceso de agua.
    Llena la plancha con agua destilada, ponla en posición de vapor y, cuando se caliente, pulsa el botón de vapor unas cuantas veces para eliminar el vinagre y los depósitos. ¿Por qué agua destilada? A diferencia del agua del grifo, el agua destilada no contiene minerales que puedan obstruir la plancha. Aunque el manual de instrucciones diga que se puede, no conviene utilizar agua del grifo. Así que para planchar y limpiar la plancha, utilice agua destilada para mantenerla limpia y humeante.
    El interior de la plancha está limpio y listo para vaporizar y planchar, pero ¿qué pasa con la parte comercial del aparato? Incluso la mejor plancha no puede hacer el trabajo si su suela no está limpia, lisa y lista para planchar.

    Cómo limpiar la plancha de vapor

    Para limpiar los conductos de vapor de tu plancha con vinagre*, mezcla en un bol partes iguales de agua destilada y vinagre blanco destilado. Vierte la mezcla en el depósito de agua (¡con la plancha fría y desenchufada!). Utiliza un bastoncillo o un cepillo de dientes viejo (cualquier cosa que no sea metálica para no rayar la suela) para limpiar cualquier residuo que puedas ver en los conductos. Tras la limpieza, enchufa la plancha, ponla a vapor y deja que se caliente. A continuación, pulsa el botón de vapor y deja que actúe durante unos minutos. Deja que la plancha se enfríe y vacía la mezcla de vinagre del depósito de agua. Repita el proceso de vaporización con agua fresca para eliminar los restos de vinagre. *Comprueba que el vinagre es seguro para tu plancha; algunos fabricantes no recomiendan el uso de vinagre para la limpieza.
    Para limpiar la suela de la plancha con vinagre, desenchufa la plancha y deja que se enfríe si aún no lo está. Revuelve el bicarbonato de sodio y el vinagre hasta que se forme una pasta en un recipiente grande, de modo que haya espacio para que la mezcla haga espuma. Frota la suela con esta pasta y luego utiliza un paño limpio humedecido con agua para limpiar la pasta de la suela.

    Comentarios

    Escanee activamente las características del dispositivo para su identificación. Utilizar datos de geolocalización precisos. Almacenar y/o acceder a la información de un dispositivo. Seleccionar contenidos personalizados. Crear un perfil de contenido personalizado. Medir el rendimiento de los anuncios. Seleccionar anuncios básicos. Crear un perfil de anuncios personalizados. Seleccionar anuncios personalizados. Aplicar la investigación de mercado para generar información sobre la audiencia. Medir el rendimiento de los contenidos. Desarrollar y mejorar los productos.
    Si te tomas en serio lo de tener un aspecto impecable, probablemente hayas aprendido el valor de usar una plancha de calidad en tu ropa favorita. Pero al igual que su armario, su plancha tiene sus propias necesidades de limpieza y, sin un mantenimiento regular, puede empezar a notar óxido en la suela o una capa de suciedad en su superficie.
    Para que su plancha siga funcionando de forma óptima, es importante evitar que los depósitos minerales acumulados impidan la salida del vapor. Un depósito sucio también puede provocar que el vapor se ensucie y penetre en la ropa durante las sesiones de planchado. Afortunadamente, la limpieza de la plancha es una tarea sencilla que sólo requiere unos minutos.

    Plancha de vapor dupray

    Para limpiar los conductos de vapor de su plancha usando vinagre*, mezcle partes iguales de agua destilada y vinagre blanco destilado en un bol. Vierta la mezcla en el depósito de agua (¡con la plancha fría y desenchufada!). Utiliza un bastoncillo o un cepillo de dientes viejo (cualquier cosa que no sea metálica para no rayar la suela) para limpiar cualquier residuo que puedas ver en los conductos. Tras la limpieza, enchufa la plancha, ponla a vapor y deja que se caliente. A continuación, pulsa el botón de vapor y deja que actúe durante unos minutos. Deja que la plancha se enfríe y vacía la mezcla de vinagre del depósito de agua. Repita el proceso de vaporización con agua fresca para eliminar los restos de vinagre. *Comprueba que el vinagre es seguro para tu plancha; algunos fabricantes no recomiendan el uso de vinagre para la limpieza.
    Para limpiar la suela de la plancha con vinagre, desenchufa la plancha y deja que se enfríe si aún no lo está. Revuelve el bicarbonato de sodio y el vinagre hasta que se forme una pasta en un recipiente grande, de modo que haya espacio para que la mezcla haga espuma. Frota la suela con esta pasta y luego utiliza un paño limpio humedecido con agua para limpiar la pasta de la suela.

    Por admin

    Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
    Privacidad